A ver qué encuentras...

lunes, 18 de enero de 2016

No quiero un mundo monocromático

¿Cómo se puede ser tan necio en esta vida? ¿Cómo puedes pensar que necesito que me normalices? No sé cómo no entiendes que si intentas normalizarme eres tú quien no me consideras normal, que si me comparas con otras chicas y me dices tú estás igual de buena, cuando ellas pesan menos de 60kg eres tú quien cree que no lo estoy y que necesitas que lo crea. Tú eres quien juzga como soy, quien decide que yo debo creerme igual que ellas. Yo, no lo creo, pero igual esto te sorprende, tampoco me creo igual que otra gorda, porque yo, me creo yo y no necesito compararme con nadie. ¿Qué hay si yo te digo que, para mí tú eres igual de inteligente que otro tío? ¿Sentirías que veladamente te llamo tonto? Quien te intenta normalizar, realmente te considera diferente y tristemente además cree que debes cambiar para ser uno más (de los que a él o a ella le gusta). Lamentablemente, esto se puede extrapolar a cualquier característica de tu físico o personalidad. ¿Cuándo dejaremos de moldear a las personas a nuestro gusto? No quiero un mundo monocromático.

2 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Claro que sí. Qué sería de un mundo en el que todos fuéramos iguales? Menudo rollo. Donde esté la variedad de cada uno con sus defectos y sus virtudes que se quite la monotonía. Un beso fuerte, Pepinilla, vuelvo a estar por aquí.

    ResponderEliminar

¿Qué pasa con tu rollo?

Me acompañan...