A ver qué encuentras...

martes, 1 de mayo de 2012

Reflexiones

Desde hace unos días la palabra amistad suena en mis conversaciones, en mis lecturas. En el libro que me estoy leyendo de Espinosa (si me equivoco me lo decís) en un momento dado, dice algo como que  los amigos son algo tangible, que los amigos están ahí y tienes que verlos con frecuencia para poder considerarlos como tal. Yo antes pensaba igual, jamás le habría quitado la razón. El pensar así hasta hizo romper un poco mi amistad con cierta pava de ojos enormes. Siempre he envidiado a mi hermana por tener un grupo de amigos invariable respecto a los años. Tiene sus amigos de toda la vida y los amigos de la universidad y no necesita tener más amigos, no se inquieta por conocer gente nueva. Antes lo envidiaba, pero con los años me he dado cuenta de que no sólo hay una forma de ver el mundo. Me explico.

Tengo amigos insustituibles, tengo amigos únicos y amigos íntimos, tres, cuatro no sé exactamente cuántos. Pero tengo amigos únicos, amigos fieles, amigos que veo poco, o sólo cuando me apetece o sólo para hacer ciertas cosas e incluso amigos que nunca veo. Amigos a los que puedo contarles una cosa u otra, de los que espero una respuesta u otra. Amigos que me meten caña, que me dicen las cosas sin paños calientes, amigos que me adulan, amigos que me cuidan, con los que discuto sin miramientos y con los que jamás discutiría, con los que soy parlanchina y con los que sólo escucho, amigos que me miman, amigos con los que sólo iría de cañas, amigos con los que jamás me iría de vacaciones, amigos todos ellos. Los vea o no, los tenga en mi día a día o no.
Le doy la razón a Espinosa en algo y es que el concepto de la pareja ha ido evolucionando con el tiempo, pero el de la amistad no y creo que no es justo.


Ahora están de moda las redes sociales, los blogs, el wassap (si, lo escribo como quiero) la gente con la que hablas ahí ¿no son amigos? a veces hablas prácticamente a diario con gente que no está en tu vida diaria o incluso que no formará jamás parte de ella. ¿No son amigos? Te sinceras tanto o más como en los demás y te escuchan sin juzgarte, ¿no se merecen que los consideres amigos? Yo creo que si.

Seguro que la mitad ya no ha leído hasta aquí, no me extraña, yo no sé cómo sois capaces de leerme, porque cada vez hablo de una cosa diferente, soy una montaña rusa de emociones y paso de chorradas a cosas personales en un aleteo de pestañas. Pero hace días que la "amistad" rodea mis conversaciones y me da rabia el concepto que se tiene de ella. Me da rabia que me digan que no pego con mis amigos ¿Por qué tengo que pegar? Tengo amigos con los que ir de cañas, con los que salir, con los que frikear, con los que ir al cine. Y no todos son para lo mismo, pero todos son amigos. No me preguntéis más por qué son mis amigos, porque lo son por una sola razón. ME GUSTAN.




13 comentarios:

  1. Para mí, un amigo es el único que no te da por culo. Así de claro. Besos, pepinilla.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta tu entrada!
    Yo mis amigos, los de verdad, los cuento con los dedos de las manos...
    De hecho hay un@ que no sé si l@ voy a mandar a cascala en breves jajaja

    ResponderEliminar
  3. Los amigos sí son substituibles, pero espero que no lo compruebes nunca.
    No sé quién es quien te cuestiona tus amistades con esa frase tan tonta. Precisamente de quien más difiere de ti es de quién más aprendes. Pero, vamos, que si tú estás contenta, pues ni mu, no caben ni explicaciones.
    En cuanto a los ciberamigos, yo no creo que eso sea amistad por mucho que se compartan sentimientos íntimos. La amistad, como el amor, requiere de contacto, de disfrutar y soportar, más allá de un golpe de ratón, de esa fugacidad egoista del "no me gustas" pues te borro, no te sigo, no te comento o ya no te leo. Qué fácil eso...bueno, es mi opinión.

    ResponderEliminar
  4. Amigos son esas personas a las que quieres tener cerca (no sólo físicamente), y que te quieren tener cerca a ti. Para mí no hay más.

    ResponderEliminar
  5. yo creo que el único requisito es que no TE pegues con los amigos! para eso están los enemigos, no? para todo lo demás, mastercard.

    ResponderEliminar
  6. Los amigos de verdad se distinguen con el paso de los años y tras no haberse visto ni hablado mucho... nunca fallan.

    Siguiendo con la trascendencia, no te pierdas "El último encuentro" de Sándor Marai, un libro sobre la amistad escrito de manera inigualable. Te gustará.

    ResponderEliminar
  7. Toda la razón en lo de la nueva amistad por redes sociales. Yo considero amigos a mucha gente con la que a penas me veo...

    ResponderEliminar
  8. En la variedad está el gusto! Estoy de acuerdísimo con esta entrada ;)

    ResponderEliminar
  9. Me ha gustado tu reflexión, estoy totalmente de acuerdo hay muchas clases de amigos, y lo son por muy diversos motivos, pero amigos al fin y al cabo XD
    saludos!

    ResponderEliminar
  10. Vengo del blog de la doctora anchoa y trata también este tema. Te diré lo que he dicho a ella, que para mí están los colegas, que son para echarte unas risas y salir, y luego los amigos, que además son con los que puedes contar en los momentos chungos (de esos yo tengo 2 y ya está).

    ResponderEliminar
  11. Me parece interesante todo lo que dices, y es verdad que, como todo, hay que ver tambien so el concepto de amistad debe evolucionar. Yo tengo a mis amigos de toda la vida, a los que no veo siempre, pero mantenemos ese contacto. Y ahora tengo tambien el grupo de amigos de la pagina de Singles, a los que tampoco veo a diario pero lo mismo, seguimos teniendo el contacto. Incluso tengo personas, sobre todo blogeros a quienes tambien tengo en Facebook y Twitter, y ni siquera les conozco, pero tengo contacto diario a traves de la Red y me gusta considerar eso como otra forma de amistad tambien.

    ResponderEliminar
  12. Muy bueno, nena. Aunque yo distingo entre amigos y conocidos. Mis amigos se pueden contar con los dedos de una mano y aún sobrarían, conocidos....pues hasta 56 que creo que tengo en el face!

    ResponderEliminar
  13. Nadie puede decirte qué requisitos deben reunir tus amigos. Cada uno hace su propia escala de valores necesarios para considerar a una persona como tal. Tal vez los amigos sean tangibles, pero no la amistad, con lo cual no existe ningún baremo para medirla, sólo el que nosotros estimemos oportuno...
    Si a tí te parece que alguien es tu amigo, nadie absolutamente nadie puede discutirtelo.
    Besos.

    ResponderEliminar

¿Qué pasa con tu rollo?

Me acompañan...