A ver qué encuentras...

jueves, 1 de marzo de 2012

De Héroes del Silencio a Bunbury

Cuando tenía 15 años había un compañero del instituto con el que tonteaba bastante, no era mi tipo (si es que tenemos tipo en el fondo) muy alto, rubio y con gafas. Tenía algo que hacía que no dejara de mirarle, y por su puesto que no dejara de tontear con él. Mi amigo tenía un par de años más que yo, supongo que eso le añadía un morbo especial.
Estaba enfermo de leucemia pero hacía la vida igual que los demás. Nos pasábamos el día con piques tontos, tonteo, collejas con cariño, abracitos, palabras a medias, en fin, esas tontadas que se tienen a los 15 años.
Ambos teníamos dibujo técnico, creo recordar que éramos un grupo muy pequeño, de unas seis personas.  En esa clase no estaba con ninguna amiga por lo que ambos nos sentíamos más a gusto juntos, nos sentábamos codo con codo, evidentemente el tonteo era mayor durante esa hora. Convencimos al profesor para que nos permitiera poner música mientras dibujábamos.

Elegir la música se convirtió en un debate continuo, los cabecillas él y yo. Él  daba lo que fuera por oír Heroes del Silencio, yo por los Backstreet boys (recordad que tenía cinco años) No sé como lo conseguía pero siempre ganaba él.

Yo nunca he tenido criterio musical por lo que para mí Héroes era música rara.
Una semana antes de su cumpleaños (6 de febrero) se puso malito y empezó a faltar a clase. Con frecuencia preguntaba a su primo sobre su estado de salud. Le conté varias veces que quería visitarle pero el primo me pedía que esperara un poco, él no se encontraba muy bien y no tenía fuerzas para ver a nadie ni quería que le viéramos en ese estado.

Dos semanas sin verle y se me hacían eternas, pedí a su primo me que acompañara a verle ese viernes por la tarde, un par de amigas de clase se apuntaron a la visita. El mismo viernes llegó su primo a clase, destrozado, con los ojos hinchados y no pudo más que decir que había muerto.

Era la primera persona que conocía que había muerto, durante las tres primeras horas no reaccioné de ninguna forma, los siguientes días los pasé llorando, triste, y rabiosa (olvidé decir que era Testigo de Jehová y que sus creencias no eran compatibles con su enfermedad)

Desde entonces no he sido capaz de oír a los Héroes del Silencio sin acordarme de él, sin sentir esa rabia y esa pena. El grupo se disolvió pero Bunbury siguió y aunque cualquier melómano me dirá que no es lo mismo la voz de Bunbury es su voz y a mi me lo recuerda.

Anoche un amigo me habló de Bunbury de nuevo, no sé si por la pasión con la que me hablaba de él, o por la larga introducción que me hizo de la canción sentados en su coche a altas horas (sobretodo para ser un miércoles) pero consiguió que lo escuchara sin acordarme por una vez de aquel muchacho.

Puede que a partir de ahora al escuchar a Bunbury la imagen que me venga a la cabeza sea la del 29 de febrero sentada en el coche con un rubio con gafas :D


Pd. No me gustaría que entráramos en un debate sobre los testigos de Jehová y sus ideales.

21 comentarios:

  1. Me has hecho polvo con esta entrada.
    Yo que al leer el título venía todo contenta a decirte que jamás he soportado a Bunbury...
    en fin, siento lo de ese chico :(

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo siento muchísimo y sé por qué dices lo de que te he hecho polvo. De verdad que lo siento.

      La entrada tiene parte triste si, pero yo no recuerdo con tanta tristeza a ese amigo. Un besito niña

      Eliminar
  2. Un poco triste la verdad... pero la vida sigue y hay que tirar adelante aunque tengamos familiares, amigos y compañeros que se vayan.

    Ojito con ese rubio que suena a temita ... xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que sigue, aunque sí es cierto que escucharlos me recuerda a esa época pero sin dramas, sólo me lo recuerda.

      El único temita que sonaba fue el de Bunbury :D

      Eliminar
  3. si que suena a tema si¡¡¡
    Yo al contrario que la doctora venia directa al post por que a mi me encanta Bumbury y héroes en toda su extensión.

    Me alegro que seas capaz de darle un nuevo significado a als cosas. es tremendamente positivo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te gusta el tema que suena, por lo que veo :d
      está bien ir cambiando de pareceres de vez en cuando, no? jajaja un besete

      Eliminar
  4. Ay! Héroes... qué feliz fuí en la gira que hicieron juntos hace unos años!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja si, creo que os hacen felices a muuchos :D

      Eliminar
  5. A mi no es que se de los grupos que más me gusten, pero reconozco que algunas de sus canciones, me apasionan!

    un bonito recuerdo al que fue tu compi de clase!!

    Besotes muuuy grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ummmm a mi la verdad es que no te puedo decir que me gusten, no me he parado a escucharlos bien con detenimiento supongo que sí me acostumbré a que no me disgustaran... besossssssss de finde

      Eliminar
  6. Guste mas, o guste menos, Bunbury, es grande, los Heroes, son Grandes...ya no la musica, si no las letras...poesia llena de metaforas impresionantes. Uno de los mejores letristas de nuestro pais...con una voz preciosa...
    A mi me parece super bonito, que heroes o Bunbury, te haga estar de alguna manera, mas cerca de él. Los recuerdos, aunque hagan daño, hay que conservarlos, al final, solo queda eso...¿ para que negarnos a recordar, si fue bonito cuando estuvo ?...Sigue escuchandolos... Un besico, Anica!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nena, puf que abandonadísima te tengo, alguna vez te leo pero no se me ocurre qué decirte (no es excusa). La verdad es que ya no hace daño el recuerdo han pasado 15 años y sólo me lo recuerda. Pero sí, tendré que escucharlos :D

      Eliminar
  7. Jolin, me has dejado sin palabras...

    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ehhh que es un post con final feliz :D fui capaz de oír a bunbury

      Eliminar
  8. Es un paso importante para paliar una asociación dolorosa. Ese tipo de golpes a determinadas edades puede ser de los que tumban a una persona. Me alegra ver que no es tu caso. Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo pasé mal y me disgusté, pero bueno la vida es así, y en esa etapa pronto buscas otras cosas y te distraes, aunque como digo si que me acuerdo al escuchar las voces, pero siempre con cariño no con dolor.

      Eliminar
  9. Es una historia muy triste, la verdad no se que decir.

    ResponderEliminar
  10. Qué historia tan...sin palabras Pepinilla.
    Parece ser que el nuevo disco de Bunbury está muy bien y al menos, aquí en su presentación de gira lo petó.
    A mi no es que me terminen de gustar, pero bueno...yo me amoldo a cualquier cosa xD.

    Te iba a poner un chiste...pero lo dejo para otro post, que ahora no lo veo muy apropiado :S.

    Besazo enorme!!

    (no sé yo quién es aquí bien humana también, eh? ;)

    ResponderEliminar
  11. Tu historia me ha recordado a Silvia, mi ex amiga y compañera de piso. A ella le encantaba la oreja de van gogh, a mi también, se la ponía a todas horas y a todo volumen, me sabía tooodas las canciones. Cuando nuestra relación como compañeras de piso y nuestra amistad se fue por el retrete, no podía escuchar a la oreja sin pensar en mi ex amiga. Ahora que de fondo ya no está el sonido nasal de la tonta de las pelotas de la ex-cantante, puedo escuchar, disfrutar y paladear a este grupo que tanto me gusta.
    De todas formas, me alegro de que ese rubio de gafas te re-descubriera al Búnbury, aunque también es verdad, que Héroes no tiene nada que ver con Enrique, me gustaba más Héroes.

    ResponderEliminar
  12. Qué comienzo tan triste y un desenlace con esperanzas. Así es la vida, no? Palo tras palo, nos toca rehacernos y seguir hacia delante, con rubios o sin ellos.

    Un beso!

    PD. Uff, BSB o HdelS?? Yo me hubiera borrado de dibujo técnico, fijo!

    ResponderEliminar
  13. Imagino que fue para ti una perdida muy triste, la de ese amigo, y que pena que muriera tan joven, la verdad. Nunca he sido muy de Heroes del Silencio ni de Bunbury, aunque alguna cancion si me gusta. Backstreet Boys, los amaba de adolescente y aun me gusta oir sus canciones. Lo de los Testigos de Jehova... no comments, en respeto a tu amigo como pides, pero habría mucho que decir.

    ResponderEliminar

¿Qué pasa con tu rollo?

Me acompañan...